Illkun en Chile y Wallmapu, Amulepe taiñ Weichan. Editorial de Mapuexpress

Comparte este artículoShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone
El enojo en Chile y Wallmapu: La Lucha Continúa. Con Illkun y Weichan, vemos como uno de los problemas que hoy aqueja al Estado Chileno y su abusiva clase política-empresarial es “la persistencia, convencimiento y capacidad de movilización de las comunidades y organizaciones Mapuche, y la solidez de sus planteamientos”. Ha llegado el momento para avanzar en el ejercicio Mapuche de la autonomía y la libredeterminación en los territorios, soberanía y jurisdicción.

Por colectivo Informativo Mapuche Mapuexpress.

24 de octubre de 2019


Cuando Piñera, Chadwik y la cuestionada clase política chilena intentaba ocultar el asesinato de nuestro lagmien Camilo Catrillanca, se realizó un Futa Trawun clave en el Wallmapu que llamó a la “desmilitarización de nuestros territorios, establecer un estándar de verdad respecto al genocidio realizado por el Estado chileno, continuar la recuperación y control territorial, y guiarse por el derecho a la Libre Determinación”. Eso fue lo que dijo el 1 de diciembre de 2018 el Futa Trawun de Temukuikui. 

Como Colectivo de Comunicación Mapuche Mapuexpress seguimos manteniendo esos postulados como lineamiento editorial en estos históricos días de masiva movilización social en los Pueblos en Chile y Wallmapu, e instamos a potenciar la movilización  para buscar caminos al ejercicio de la autonomía y  la libre determinación en los Pueblo Mapuche, los Pueblos Indígenas  y el pueblo chileno.

Vemos con indignación que puedan quedar en la impunidad la violación de los Derechos Humanos, la violencia policial y militar que ocurren en una situación de Estado de Sitio y Toque de Queda en diversas Regiones en Chile y Wallmapu. Estos inaceptables atropellos físicos y psicológicos a las personas, no hacen más que profundizar el descontento, impotencia y rabia social. Se trata de asesinatos, heridos de gravedad, desapariciones forzadas, torturas, secuestros, allanamientos, desnudamientos, abuso sexual, montajes,  brutales golpizas contra niños/as, jóvenes, adultos y ancianos/as, y uso de gas lacrimógeno, balines y perdigones contra la protesta social.

Gente de todas las edades y de todos los Pueblos de Chile, las familias, Indígenas y no Indígenas, de todas las ciudades y comunidades, nos movilizamos, organizamos y luchamos contra el modelo neoliberal, contra el capitalismo, el despojo, contra la profunda desigualdad económica y social, contra la privatización de servicios fiscales y bienes comunes, contra la colusión, extractivismo, patriarcado, contra el esclavismo moderno, el aumento de los sueldos, contra la Constitución Pinochetista. Frente a eso decimos “YA BASTA”.

Enfrentamos a sectores que destruyen la naturaleza como los Matte, los Angelini, los Luksic y el empresario Piñera que hoy tiene sus manos bañada con sangre. Nos enfrentamos a influyentes e indolentes grupos de poder, al empresariado nacional y transnacional, al fascismo y la ultraderecha que se radicaliza cada vez más. Nos enfrentamos al terrorismo de Estado.

Como Mapuexpress, apoyamos a las organizaciones, comunidades y colectivos Mapuche que han expuesto su simpatía y reconocimiento al movimiento político social generado en Chile y Wallmapu. Como por ejemplo el parlamento Mapuche Trawün de Temukuikui que señaló: “solidarizamos con los estudiantes, trabajadores/as, familias y organizaciones sociales que espontáneamente han decidido expresar su indignación por todo el territorio nacional” y, además, deslizaron la idea de la nueva constitución señalando un llamamiento “a la construcción de  una nueva sociedad”. 

 Por su parte la Coordinadora Arauco Malleco saludó el descontento y a las y los oprimidos: “solidarizamos con las justas demandas sociales, representan el justo y digno clamor de un pueblo oprimido por la política neoliberal”. Sostuvieron a la vez un llamado al Pueblo Mapuche a “continuar la reconstrucción”, “aumentar la resistencia”, seguir con el control territorial y la “legítima defensa del Wallmapu”.

 Asimismo, el Trawün de Comunidades Mapuche de Temuco ha sostenido que: “Cuando los malos gobiernos no escuchan es deber de los Pueblos levantarse para hacer escuchar su voz”, y proponen el “canalizar la acción política en los espacios de tomas de decisiones del Estado, en nuestros lofmapu, en la warria y en cualquier espacio de resistencia cotidianos”.

Otra de las organizaciones, el Parlamento de Koz-Koz llamó “al pueblo Mapuche a sumarse a esta movilización, manteniendo nuestra propias reivindicaciones, entre las cuales siempre hemos planteado una lucha conjunta con el pueblo chileno consciente. Esta organización centenaria instó también “a organizarnos y articularnos como forma de lograr el derecho a una vida digna de reconocimiento y respeto mutuo, que nos permita la construcción de un proyecto político basado en el bienestar colectivo sustentado en una nueva constitución”.

Hace décadas el Pueblo Mapuche se moviliza con el propósito de la autodeterminación y reafirmamos esta demanda en esta histórica rebelión de los Pueblos en Chile. Las razones del Illkun Mapuche (1) se entretejen con lo que ocurre hoy en los territorios de Chile. Nos vemos afectadas/os por un sistema discriminador, racista, segregador, que nos violenta en todas las áreas habidas de la expresión humana: salud, educación, previsión social, vivienda, medioambiente, libertad de prensa y expresión, y tanto más, y ahora, con el toque de queda, vemos amenazado el acceso al libre tránsito por Wallmapu.

“Acuerdos firmados y las promesas no cumplidas por los organismos del Estado chileno, en general, y por los gobiernos de la Concertación, en particular”, dice el texto del Illkun, son parte de esta forma de mal gobernar. No se trata de 30 pesos, ni de 30 años, si no de 500 años de colonización y genocidio que hoy se expresa en este “estallido social” que la prensa insiste en calificar como “delincuencia”, “saqueos”, “violencia”, del “enemigo interno”… Ayer la violencia estatal -militar y civil tuvo forma bajo la dictadura de Pinoche; hoy bajo el rostro de la “democracia de Piñera” tiene rostro de la “guerra de Piñera”.

Frente a esto y con Illkun y Weichan, vemos como uno de los problemas que hoy aqueja al Estado y su abusiva clase política-empresarial es “la persistencia, convencimiento y capacidad de movilización de las comunidades y organizaciones Mapuche, y la solidez de sus planteamientos”. Esto es similar a lo que ocurre hoy con los pueblos en Chile,  que cada vez más se movilizan.

Hoy en día, el mismo problema que históricamente viven los territorios Mapuche, es lo que vive el país en su conjunto. La falta de respuesta a problemas políticos y el incumplimiento de la garantía de derechos, producto del desvergonzado aprovechamiento de la clase oligarca y, luego, la criminalización y represión de la protesta social.

Este episodio de nuestra Historia será una experiencia política, histórica, cultural, respecto a la forma de organización necesaria para hacer frente al modelo económico que genera violencia, empobrecimiento y muerte, frente a la corrupción de la clase empresarial y política, frente a la inadmisible represión y Terrorismo de Estado. 

 En nuestro caso, ha llegado el momento para avanzar en el ejercicio Mapuche de la autonomía y  la libredeterminación en los territorios, soberanía y jurisdicción. 

 Junto a los pueblos explotados y reprimidos, denunciamos las graves violaciones a Derechos Humanos, exigimos por una parte,  no más estado de excepción, no más violencia, impunidad ni represión militar-estatal-policial, no más censura a los medios libres. Hacemos además un llamado a informarnos, denunciar, y solidarizar con la grave situación que ocurre en Chile y Wallmapu  y a exigir todos/as juntos/as la renuncia del Presidente Sebastián Piñera.

Por otra parte, hacemos un llamado a seguir cuestionando y luchando contra el modelo económico y político neoliberal y el capitalismo. Mientras este modelo no sea erradicado, las violencias e injusticias contra los Pueblos van a continuar. Por eso, apoyamos las actuales movilizaciones y a seguir luchando por estos cambios

¡Amulepe taiñ Weichan en Chile y Wallmapu! 

Información Relacionada

CAM frente al estallido chileno contra el orden establecido:

http://www.mapuexpress.org/?p=28951

Comunicado Trawün Temukuikui ante movilizaciones e indignación general:

http://www.mapuexpress.org/?p=28932

Declaración del Parlamento Mapuche de Koz-Koz

https://www.facebook.com/parlamentomapuche.kozkoz/

 

Referencias 

(1) Las Razones del Illkun, título del libro el historiador Martín Correa que analiza la historia del Pueblo Mapuche.