“No todas las vidas son iguales”- Caso Luchsinger-Mackay

Comparte este artículoShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone

Hechos violentos en el mismo año, tanto el del caso Luchsinger-MacKay, como el del desconocido testimonio de don Jorge Painevilo (allanamientos así, ocurren más de lo que piensa), pero con este “notición”, repito, los conglomerados de los medios de comunicación, nos refriegan en la cara- nuevamente- que somos ciudadanos de primera o segunda clase. (¿Enumeramos los asesinatos a mapuche?), claro que no es competencia, claro que una muerte no justifica otra, claro que hay un tema y deuda histórica pendiente, pero no quiero ahondar en eso, simplemente hoy me llama la atención que los usuarios de las redes sociales son humanitarios sólo para algunas causas, que aunque aún no se compruebe la responsabilidad de esta 11 personas, vemos el odio e ignorancia que existe hacia nuestro pueblo.

Por Paula Huenchumil – Fuente: eldesconcierto.cl

Formalización machi lonconao

Esta mañana nos sorprendimos con los titulares, la noticia y Trending Topic Luchsinger-Mackay “Un total de 11 personas fueron detenidas durante la madrugada en el marco de la investigación por el crimen del matrimonio Luchsinger-Mackay, tras un intenso operativo de la PDI en la Región de La Araucanía”, más tarde se lanzaba el listado, todos con apellidos mapuche, inclusive una machi en el registro: Francisca Linconao.

Recordemos que el matrimonio de Werner Luchsinger y Vivian MacKay, falleció tras un incendio intencional que destruyó la casa de la familia la madrugada del 4 de enero del 2013 tras ser atacados por desconocidos que incendiaron su casa en su fundo en Vilcún, donde hasta ahora, el machi Celestino Córdova, es el único condenado por el crimen- quien cumple una pena de 18 años de cárcel en la penitenciería de Temuco.

En este sentido, Francisca Linconao ya había sido detenida por Carabineros en el marco de esta causa. En 2013 Carabineros dijeron haber encontrado en su propiedad elementos que correspondían a una escopeta hechiza, por lo que fue vinculada al siniestro. No obstante, la justicia desestimó los cargos y fue absuelta, cuyo veredicto la motivó, apoyada por la Fundación Instituto Indígena, a emprender la demanda contra el Estado logrando una indemnización de 30 millones de pesos por concepto de daño moral y lucro cesante” (El Ciudadano).

Entonces es con este “notición” me vienen muchos recuerdos en mi cabeza, uno de ellos es una entrevista que realicé junto a mis compañeros de investigación: “Ya ven lo que pasó, da pena… Me dejaron sin un peso en la casa. Usted vio la harina con la que hacíamos pan, me la pisotearon. El kilo de arroz, el kilo de azúcar lo partieron, lo revolvieron para que sufriera. Nunca pensé que me iba a pasar esta cosa”, relata entre lágrimas Jorge Painevilo (Entrevista, 2013), dirigente mapuche de la comunidad Francisco Huenchuñir, del sector Mahuidache (Región de La Araucanía), al recordar la madrugada del 30 de abril de 2013, en la que efectivos de la Policía de Investigaciones (PDI) allanaron violentamente su casa y la de otros cuatro vecinos del sector. Un día que marcó un antes y después en su vida y en la de toda una comunidad.

Hechos violentos en el mismo año, tanto el del caso Luchsinger-MacKay, como el del desconocido testimonio de don Jorge Painevilo (allanamientos así, ocurren más de lo que piensa), pero con este “notición”, repito, los conglomerados de los medios de comunicación, nos refriegan en la cara- nuevamente- que somos ciudadanos de primera o segunda clase. (¿Enumeramos los asesinatos a mapuche?), claro que no es competencia, claro que una muerte no justifica otra, claro que hay un tema y deuda histórica pendiente, pero no quiero ahondar en eso, simplemente hoy me llama la atención que los usuarios de las redes sociales son humanitarios sólo para algunas causas, que aunque aún no se compruebe la responsabilidad de esta 11 personas, vemos el odio e ignorancia que existe hacia nuestro pueblo, en especial, me llamó la atención los siguientes comentarios de La Tercera:

Comentarios en La Tercera

Y pensar que Carabineros tuvo detenida a esa machi asesina de los Luchsinger y un juez de garantía la liberó y más encima condenó al Estado a pagarle una indemnización de 30 millones por no dejarla utilizar su “uniforme” de machi !! que indignante!!! es como para una rutina de Bombo Fica” (Chileno_ de corazón) Sic

Extraordinario. Por fin algo bueno al capturar a estos asesinos sanguinarios en la Araucanía. Me alegro por dos motivo, una por hacerle justicia a la familia por la muerte atroz de estas dos personas, y por sanidad mental y social de la mayoría de los chilenos que deseamos que ésto se aclarara, y que esto no quede impune”. (Perrito Regalon) Sic

Es increíble que exista tanta impunidad en Chile para que sucedan estos crimenes, que no tienen nada que envidiarle a la dictadura”. (Leonardo Antonio Pizarro Valdes) Sic

incendio con resultado de muerte…antes de 60 dias….los indios en la casa estaran …no seria mejor traicion a la patria con resultados de homicidio calificado” (Lukas Charle-slatan). Sic

A la vieja Machi ya la indemnizaron con 30 millones la otra vez………cueck la justicia Chilena vale Hongo….Acaso los Mapuches son privilegiados en este Pais.ley indigena, mas puntaje para el subsidio, conadi, etc.y los Chilenos de otras ascendencias MANI”. JAVIER SAEZ- Sic

Claro que La Tercera no cubrió el caso que les cuento de la comunidad de Jorge Painevilo, así como muchos más de ultra violencia donde se han visto afectada la salud de comuneros, hermanas, niños y niñas e incluso vidas, sólo apelo a la duda, ¿cuántas veces el pueblo mapuche ha sido sometido a montajes?

Yo creo que todas las vidas son iguales, lo que sí no es menos cierto y lo que nos provoca un recrudecimiento de dolor, sea el despliegue que se hizo por este matrimonio fallecido y sin embargo cuando asesinaron a Matías, nadie hizo nada. Es más, hicieron declaraciones tratándolo de esto y lo otro y que luego fue demostrado que no fue así. Entonces uno se da cuenta que no somos todos iguales”, señala también el 2013 Mónica Quezada, madre de Matías Catrileo (quien murió en el fundo Santa Margarita, propiedad de Jorge Luchsinger, hijo del matrimonio Luchsinger MacKay).

No todas las vidas son iguales.